Ordenar por: Benalmadena Costa

Playas de Benalmádena - Playa de La Viborilla

La Playa de la Viborilla es toda una sorpresa. Escondida entre numerosas palmeras y un pequeño bosque, esta es, con diferencia, la playa más bonita de la costa de Benalmádena.

Playa de la Viborilla

Las pequeñas dimensiones de la playa hacen que parezca bastante pequeña, pero le confieren un encanto mucho mayor. Tiene 100 metros de largo y unos 10-15 metros de ancho, dependiendo del lugar exacto donde decidas tumbarte. Por ello, si te encanta relajarte dando largos paseos por la arena, te aconsejamos que te acerques a la Playa de Santa Ana. Por otra parte, la Playa de la Viborilla es un destino perfecto para aquellos amantes de la vida submarina, así que no te olvides el equipo de buceo y las gafas de snorkel, porque te encantará descubrir su belleza submarina.

La playa está rodeada y protegida por acantilados, lo que te hará sentir como si estuvieses en una isla paradisíaca en el Caribe. Lo único que hace recordar la naturaleza andaluza son las piedras de grava de la zona. Además, gracias a su exuberante vegetación, la playa es prácticamente invisible desde la carretera.

La tranquilidad del mar la convierten en una de las playas favoritas entre familias con niños que pasan sus vacaciones en Benalmádena y buscan un lugar de paz y calma.

Justo al lado de la playa, escondidas y salpicadas entre los acantilados, se pueden encontrar pequeñas calas, completamente inaccesibles por tierra.

Comodidades

Como todas las playas de Benalmádena, La Viborilla ofrece gran cantidad de servicios: duchas y aseos públicos y alquiler de tumbonas y sombrillas. Además, la playa se limpia regularmente.

Entre las palmeras se encuentra el único restaurante de la playa, el Restaurante La Viborilla. Desde el mismo, se pueden disfrutar de unas impresionantes vistas del mar y puestas de sol. Siguiendo la tradición local, el restaurante se especializa en pescado y paella. Debido a su localización, los precios son un poco más caros que en otros restaurantes de la zona. Puedes probar las sardinas ahumadas por 6€ y la paella por 12.5€. Si realmente tienes hambre siempre puedes optar por el menú del día, que incluye ensalada de lechuga, tomate, cebolla, filete de carne con patatas fritas, pan, una bebida y un café. Se acepta el pago con tarjeta de crédito a partir de 6€. Si tienes hijos y quieres entretenerlos, simplemente envíalos a la sala principal del restaurante. Sin lugar a dudas, estarán fascinados por la enorme cantidad de macetas de barro colgadas en el techo.

Cuando estés de vacaciones en Benalmádena, siempre puedes preparar tu propia comida y traerla contigo a la playa para disfrutar de un buen pícnic.

¿Cómo llegar hasta aquí?

Debido a que el acceso a la playa se compone de escalones bastante empinados, esta playa no es recomendable para aquellas personas con movilidad reducida. 

Se puede llegar a la playa en autobús (M120 ruta Benalmádena-Fuengirola), o en coche. Aparcar nunca es un problema, ya que la playa cuenta con un gran aparcamiento. Si vienes desde Torremolinos/Málaga, coge la antigua carretera costera, la MA - 21, que se convierte en Av. Antonio Machado al entrar en Benalmádena. Sigue las indicaciones hacia Fuengirola, pasando varias rotondas. Justo después del Casino de Torrequebrada (a la izquierda), verás una señal para "Nueva Torrequebrada" y una rotonda, gira a la izquierda aparca. La playa se encuentra a tus pies.

Playa de La Viborilla - mapa

Compartir artículo

Comentarios

X
Gane un cheque regalo de 750€ !!!
Suscríbete a nuestra newsletter y entra en el sorteo de 750€ para tus próximas Vacaciones España. Elige entre más de 7.500 viviendas vacacionales.

 Gane un cheque regalo de 750€ !!!